Nicaragua

Ficha básica: 

Situación y Ubicación

Nicaragua está situada en el centro del istmo Centroamericano, en la Zona Tropical Norte, entre el Ecuador y el Trópico de Cáncer en el Hemisferio Norte, entre los 10º y 15º 45´ Latitud Norte y los 79º30´ longitud oeste. El país tiene una superficie de 130, 373.47 km2, correspondiendo 120,339.54 km2 de tierra firme y 10,033.93 km2 de Lagos y Lagunas (INIDE, 2008).

Nicaragua limita al norte con la República de Honduras y al sur con la República de Costa Rica, teniendo de límites este y oeste a los océanos Atlántico y Pacífico, respectivamente. Administrativamente está conformado por 153 municipios circunscritos en 15 departamentos y dos regiones autónomas en la Costa Caribe.

Aspectos físicos (geográficos/clima/recursos hídricos)

Geografía

De acuerdo a la conformación del relieve, el país se divide en tres grandes regiones: la región del Pacífico, la región montañosa Central y la región Atlántica, compuesta en su totalidad por cinco Provincias Geomorfológicas. Las formaciones geológicas más antiguas del país se encuentran en la región central conformada por diversas cordilleras centrales que conforman un paisaje exuberante, donde se encuentra la cumbre más alta sobre el nivel del mar llamado Cerro Mogotón con 2,107 metros ubicado en el departamento de Nueva Segovia.

Los límites naturales del territorio delimitan sus partes aguas en 21 cuencas hidrográficas. Del área total del país, un 7.7% está ocupada por aguas continentales principalmente por 3 lagos y 26 lagunas destacándose el Gran Lago Cocibolca o Nicaragua que forma parte de una de la segunda cuenca más grande de Centroamérica como es la Cuenca 69 del Río San Juan de Nicaragua; constituyéndose como la gran reserva de agua potable de los nicaragüenses según lo establece la Ley del Agua 620. Las 3 regiones en las que se divide el país se caracterizan en su parte terrestre por:

- La Región del Pacífico, con el 14.2 % del territorio terrestre, poseedora de los mejores suelos agrícolas, de la mayor infraestructura, desarrollo y concentración de población, comprende los Departamentos de Chinandega, León, Managua, Masaya, Granada, Carazo y Rivas. Se caracteriza por ser la región volcánica y lacustre de Nicaragua, en ella se extienden la Cordillera Centroamericana y la Cordillera Volcánica 

- La Región Central, con el 34.6 %, de topografía montañosa con pequeños valles intermontanos, suelos de fertilidad media, de uso restringido para agricultura intensiva, abarca los Departamentos de Chontales, Boaco, Matagalpa, Estelí, Jinotega, Madriz y Nueva Segovia. A lo largo de esta región se desplaza la cordillera Amerrisque o Chontaleña.

- La Región Atlántico, con el 50,2 %, de topografía plana boscosa, suelos con limitaciones para uso agrícola intensivo, rica en recursos naturales, cubre las Regiones Autónomas Atlántico Norte y Atlántico Sur y el Departamento de Río San Juan.

Clima

Nicaragua se encuentra la mayor parte del año bajo la influencia de la circulación de los vientos Alisios, provenientes de los anticiclones subtropicales de las Azores y Bermudas. Estos vientos son muy persistentes, de poca variabilidad y tienen la particularidad de arrastrar masas de aire húmedo del mar Caribe hacia Nicaragua. Este flujo cálido y húmedo penetra por la Costa Atlántica hacia el interior del territorio, ejerciendo un efecto importante sobre el clima del país (INETER).

Los registros de precipitación de los últimos cincuenta años (1960-2000 del INETER), indican que la precipitación media anual es de 2391 mm. Dicha precipitación es bastante regular con variaciones debidas a eventos extremos ocasionados por la variabilidad climática. A pesar de esta precipitación relativamente estable, se observan variaciones espaciales y temporales en su distribución siendo éstas más marcadas en la región Pacífico y Central de Nicaragua. La mayor incidencia de precipitaciones se da en la vertiente del Atlántico, con registros por arriba de los 2000 mm/año, a diferencia de la vertiente del Pacifico donde se registran precipitaciones entre 1300 y 1850 mm/año.

En el país, la variabilidad climática se manifiesta en eventos extremos denominados: El Niño y La Niña, asociados con sequías e inundaciones, respectivamente. Los eventos del Niño o eventos cálidos, ocasionan sequías que impactan directamente a los sectores socioeconómicos del país. Eventos ocasionados por el Niño han ocurrido en 1972, 1976-77, 1991, 1992, 1994 y 1997 (MARENA, 2008). En contraste, el Evento de La Niña, se relaciona con tormentas y huracanes tropicales que incrementan la precipitación. En las últimas cuatro décadas, la Niña ha provocada siete potentes huracanes, inundaciones y serios daños económicos y sociales, tanto en Nicaragua como en países vecinos. Estos huracanes fueron Fifí (1974), Alleta (1982), Joan (1988), César (1996), Mitch (1998), Keith (2000) y Félix (2007).

Las temperaturas medias anuales presentan variaciones relativamente pequeñas, en la Región Atlántica, predominan los días cálidos con temperaturas máximas entre 25.4 º C y 30.0º C. En la Región del Pacífico y en la cuenca de los lagos (Cocibolca y Xolotlán), predominan los días muy cálidos, caracterizados por temperaturas máximas superiores a 30.0º C y mínimas que superan los 20.0º C. En las regiones montañosas más elevadas, por encima de los 800 msnm, prevalecen los días confortables casi todo el año, debido a la ocurrencia de temperaturas máximas inferiores a 30.0º C y mínimas inferiores a 20.0º C y en algunos puntos menores de 15.0ºC. La temperatura media del país es de 25.4ºC. (INETER) Clasificación Climática de Nicaragua según Köppen (Atlas de Climático 1971-2000 INETER):

- Clima Caliente y Sub-Húmedo con Lluvia en Verano: Este clima predomina en toda la Región del Pacífico y en la mayor parte de la Región Norte. Se caracteriza por presentar una estación seca (Noviembre–Abril) y otra lluviosa (Mayo–Octubre). La precipitación varía desde un mínimo de 600 mm en los Valles Intramontanos de la Región Norte, hasta un máximo de 2000 mm al Este del Municipio de Chinandega y en el Municipio de Tuma– La Dalia.

- El Clima Monzónico: predomina en la llanura de las Regiones Autónomas del Atlántico, abarcando el Este del Municipio de Boca de Sábalo y extendiéndose a los Municipios de Tuma – La Dalia, Bonanza y Cabo Gracias a Dios, luego bordea toda la faja costera al Mar Caribe hasta el Municipio de Bluefields. Un pequeño núcleo se presenta al Sur del Lago de Nicaragua. Se caracteriza por registrar un período lluvioso de 9 ó 10 meses, con precipitaciones promedios anuales de 2000 mm a 4000 mm. Las lluvias disminuyen en los meses de Marzo y Abril. Las temperaturas medias anuales oscilan entre 25°C y 26°C.

- Clima Caliente y Húmedo con Lluvia todo el Año: se manifiesta al Sureste de la Región Autónoma del Atlántico Sur y en el Departamento de Río San Juan, desde Punta Mono hasta Greytown, Cabecera Municipal del Municipio de San Juan de Nicaragua. En esta área llueve durante todo el año y registra acumulados anuales de precipitación de 5000 mm a 6000 mm. Las lluvias se reducen en los meses de Marzo y Abril y las temperaturas medias anuales oscilan entre 25°C y 27°C .

- Clima Seco y Árido; BS 1 , se presenta al Oeste del Municipio de Sébaco y en los Municipios de Totogalpa, Telpaneca y Yalagüina de la Región Norte. Se caracteriza por mostrar una estación seca muy severa, con temperaturas medias anuales que oscilan entre 23°C y 27°C, mientras que la precipitación promedio anual, presenta rangos de 650 mm a 800 mm .

- Clima Templado Lluvioso; C [(A) Cam y (A)Cbm], se localiza en las partes más altas de la Región Norte , en la Cordillera de Dipilto y en el Municipio de San Rafael del Norte en el Departamento de Jinotega. Se caracteriza por mostrar, temperaturas medias anuales del orden de los 18°C, debido a que corresponde a lugares situados arriba de los 1000 metros. Las precipitaciones promedios anuales oscilan entre 1000 mm y 1800 mm.

Recursos hídricos

Hidrográficamente, Nicaragua está dividida en 21 cuencas distribuidas en dos grandes vertientes hidrográficas: la vertiente del Pacífico (12,183.57 km2) y la del Mar Caribe (117,420.3 km2). Además, Nicaragua cuenta con los dos lagos más grandes de Centro América, el Lago Managua o Xolotlán (1,052.9 km2) y el Lago Nicaragua o Cocibolca (8,138.1 km2). Hacia el Atlántico drenan 51 ríos, cuatro descargan al Lago Xolotlán y 12 al lago Cocibolca, mismos que posteriormente drenan a través del río San Juan hacia el Mar Caribe. Las cuencas del Pacífico son más pequeñas con ríos más cortos en longitud. Además, esta zona se distingue por poseer los mejores suelos agrícolas y es donde está concentrada más del 60% de la población total del país. Hacia el Océano Pacífico desaguan directamente 12 ríos. Además de los dos grandes lagos, el país cuenta con 26 lagunas. También existen cuatro embalses: tres destinados para fines hidroeléctricos y uno para riego y piscicultura. Nicaragua tiene cinco de las 19 cuencas más grandes de Centroamérica, de las cuales dos son cuencas que tienen aguas fronterizas con dos países. La cuenca del río San Juan de Nicaragua (Cuenca Nº 69) es la segunda más grande de Centroamérica y la Cuenca del Río Coco la cuarta más grande de la región (Diagnóstico de las Aguas en las Américas,2010).

Los abundantes recursos de agua superficial son estacionales y su distribución es desigual; presentando una notable variación de este a oeste. Así, en la vertiente Atlántica con algunas cuencas mayores de 15.000 km2, encontramos ríos caudalosos y recursos hídricos abundantes. En la vertiente del Pacífico con cuencas menores de 4.000 km2, se ubican ríos de corto recorrido y escaso caudal. Hacia el Atlántico vierten 13 cuencas importantes, cubriendo el 93 por ciento del territorio y hacia el Pacífico 8 cuencas, que completan el 7 por ciento restante.

El potencial de agua subterránea es abundante en la vertiente del Pacífico y relativamente escaso en las regiones Central y Atlántico. En la Región Pacífico los suelos permeables de origen volcánico favorecen la infiltración y la formación de los acuíferos de mayor potencial.. Se distinguen 20 acuíferos principales, 12 de ellos se encuentran en el Pacífico (INETER).

Organización política y administrativa

Nicaragua es un estado soberano, democrático y participativo con el Poder ejercido por la Ciudadanía. La nación nicaragüense es multiétnica. El español es lengua oficial y las lenguas de las comunidades de la Costa Atlántica, según norme la ley.

Según la Constitución, existen cuatro poderes independientes entre sí, coordinados armónicamente y supeditados solamente a los intereses de la nación y de la Constitución. Estos poderes son:

- Ejecutivo: ejercido por el presidente, quien es elegido para un período de 5 años mediante sufragio universal.

- Legislativo: radicado en la Asamblea Nacional (unicameral), formada por 92 diputados electos por 5 años.

- Judicial: integrado por 16 magistrados.

- Electoral: responsabilidad del Consejo Supremo Electoral.

Administrativamente, Nicaragua está dividida en 2 regiones autónomas (las de Atlántico Norte y Atlántico Sur), las cuales son regidas por un Coordinador Regional y un Consejo regional Autónomo. Estas regiones autónomas están pobladas básicamente por poblaciones indígenas y etnias y su gobierno territorial se rige por las normas propias de estas culturas. Se estructura a su vez en 15 departamentos y 153 municipios regidos por un alcalde y un consejo.

Aspectos demográficos

La población de Nicaragua se ha quintuplicado en los últimos 60 años pasando de 1.049.611 habitantes en el año 1950 a 5.815.524 en el 2010 (Proyecciones INIDE, 2008). 

La tasa de crecimiento exponencial anual de la población período 2010-2015 se proyecta en 1,21%. De la población estimada en 2010 el 50.5% de la población son mujeres.

La densidad poblacional de país para el año 2009 se estimó en 48 habitantes por kilómetros cuadrados siendo la región del Pacífico (26 hab/km2) la que tiene mayor densidad poblacional seguida de la región Central (16 hab/km2) y la región Caribe (6 hab/km2).En la ciudad capital Managua habita el 24% de la población nicaragüense (INIDE, 2009), siendo el área urbana de la capital donde se ubica la mayor cantidad de esta población.

En la población de Nicaragua se encuentran comunidades indígenas y etnias que representan el 8.6% del total de la población, ubicada principalmente en la región Caribe siendo la más numerosa la población Miskitu (27,2% del total de la población indígena y étnias) seguidas de las poblaciones mestizas de la Costa Caribe (25.3%) y los Chorotega-Nahua-Mange en la región central (10.4%).

Aspectos de educación y sociales

A partir del año 2010, con la Estrategia Educativa, la cual es parte del Plan Nacional de Desarrollo Humano (PNDH) y de cara a aumentar la cobertura para mejorar la escolarización de primaria, se inició y fortalecerá la batalla por el sexto grado, para lo cual se están dirigiendo acciones como el nombramiento de nuevos educadores destinados a las áreas geográficas rurales donde las escuelas primaria no cuentan con los seis grados completos, se está garantizando la capacitación de maestros de primaria, se continúa el mejoramiento de las condiciones de los centros escolares, además de flexibilizar y diversificar las modalidades para que toda la población tenga respuesta en base a sus necesidades y la garantía de ingreso y permanencia en el sistema educativo.

El acceso a la educación secundaria ha sido más limitado que el de la educación primaria, destacándose entre las razones de no asistencia declaradas en el año 2005, los costos de la misma y tener que trabajar, 56.56 por ciento y 7.45 por ciento respectivamente1. El nivel de rezago en este programa educativo presenta retos de mayores magnitudes. Con la participación de maestros, estudiantes y comunidad educativa, se ha movilizado la matrícula de Educación Secundaria que en 2006 fue de 425,718 estudiantes, y se aumentó en el año 2010 a 458,321 alumnos matriculados. El porcentaje de aprobados para el año 2010 se ha incrementado significativamente a 91.10 por ciento, luego de ser en el año 2006 de 76.7 por ciento. En tanto el porcentaje de retención de educación secundaria en el año 2006 fue de 86.0 por ciento y para el año 2010 muestra un leve descenso de 0.60 puntos porcentuales equivalente a 85.40 por ciento.

En el marco del reforzamiento de los programas productivos que impulsa el gobierno, la capacitación también ha sido vinculada de forma directa con los Programas Emblemáticos, acompañando así los procesos de la cadena productiva y la ampliación y sostenibilidad de los resultados de los programas, como es el caso de Usura Cero, con la capacitación de 144,679 mujeres en el período 2007-2010 y de Hambre Cero, para el que en el mismo período se han capacitado a 2,531 mujeres lideresas del programa como promotoras rurales para la continuidad del programa.

En cumplimiento al precepto de formación para y en el empleo con el objetivo de apoyar al desarrollo económico y social del país, se ha aumentado la cantidad de personas capacitadas anualmente, pasando de 101,260 participantes en los cursos efectuados en el año 2006 a 209,086 en el año 2010. En total, del 2007 al 2010 se han capacitado a 564,117 personas (Informe Plan Nacional de Desarrollo Humano, 2011).

La población en edad de trabajar es de 3,999,800 habitantes, de los cuales 2,807,100 están empleados, con una tasa de desempleo del 6.3 % (INIDE 2011).

Según la Encuesta de Medición de Nivel de Vida (2009), Nicaragua ha logrado una reducción de la pobreza general al pasar de 48.3 por ciento en 2005 a 42.5 en 2009; de manera similar, la pobreza extrema ha bajado de 17.2 por ciento en 2005 a 14.6 en 2009 (Informe BCN 2011).

Aspectos económicos

En la lucha contra la pobreza y el hambre, en 2009 Nicaragua alcanzó un gran logro al haber revertido el aumento de la pobreza en el país, con la disminución de la pobreza general en 5.8 puntos porcentuales y de la pobreza extrema en 2.6 puntos, según la EMNV realizada ese año. La encuesta muestra que la pobreza general a nivel nacional medida por el consumo bajó de 48.3 a 42.5 por ciento entre 2005 y 2009, y la pobreza extrema de 17.2 a 14.6 por ciento en el mismo período. Mientras que entre 2001 y 2005 más bien se dio un incremento tanto de la pobreza general (2.5 puntos porcentuales), como de la pobreza extrema (2.1 puntos porcentuales). En términos relativos, la pobreza y la extrema pobreza continúan siendo abrumadoramente rurales. La pobreza extrema rural supera aproximadamente en 5 veces la pobreza extrema urbana y la pobreza general rural duplica el valor de la pobreza general urbana.

Sin embargo, aunque la mayor incidencia de la pobreza y la extrema pobreza se presenta en las áreas rurales, en 2009 es en estas áreas donde se experimentó la mayor disminución de la pobreza en los últimos 16 años. Mientras la pobreza general del área rural se redujo en 7.0 puntos porcentuales, la urbana se redujo en 4.1 puntos. En tanto, la extrema pobreza rural disminuyó en 3.9 puntos porcentuales y la pobreza extrema urbana en 1.1 puntos. Por el contrario, en el período 2001-2005 la incidencia de la pobreza general y extrema en el área rural presentó aumentos significativos de 2.5 y 3.1 por ciento, mientras en el área urbana los aumentos fueron de 0.8 y 0.5 por ciento respectivamente.

La crisis económica internacional iniciada en septiembre de 2007 que se profundiza en 2008, se hizo sentir en nuestro país principalmente a partir del III Trimestre de 2008, eso implicó que al final el crecimiento se redujera de 4.2 por ciento proyectado en 2008 a 2.8 por ciento. A finales de 2008, la tendencia para 2009 era dramática por la reducción de las exportaciones, de la inversión extranjera, de las remesas familiares, reducción el financiamiento bancario externo, reducción del dinamismo económico que también se traducía en disminución de los ingresos fiscales, el resultado fue que en lugar de crecer 5 por ciento en 2009 si no hubiera habido crisis a un decrecimiento de -1.5 por ciento.

El Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional consideró prudente desde finales de 2008 implementar una estrategia de mayor alcance, pero con un orden de prioridades más estrecho que el contemplado originalmente para el quinquenio 2007-2011, en respuesta a la incertidumbre de la economía mundial, y su objetivo primordial fue reducir los efectos de la crisis sobre los sectores más vulnerables, defender un marco propicio para la producción, la inversión y el empleo, y mantener al pueblo cohesionado alrededor de las tareas más primordiales.

El Producto Interno Bruto (PIB) de Nicaragua ha incrementado de 5,230.3 millones de dólares en el año 2006 a 6,551.5 en el año 2010. Asimismo el PIB per cápita incrementó del 958.5 dólares en 2006 a 1,126.5 dólares en 2010. El país desde 2007 sigue una senda económica en evolución alcanzando una tasa de crecimiento de 4,5% para el período 2009/2010 ubicándose en la segunda posición de crecimiento de la región centroamericana después de Costa Rica. El crecimiento anual de la economía nicaragüense fue de 4.7 por ciento en 2011, mayor en 0.2 puntos porcentuales que el observado en el año anterior. (Informe BCN 2011)Si bien en los últimos años los resultados en cuanto a crecimiento económico y reducción de la pobreza han sido positivos, existen grandes retos de corto y mediano plazo en materia de resguardar la estabilidad macroeconómica; promover el crecimiento sostenible; e impulsar la reducción de la pobreza.

Aspectos de salud

Desde el 2007, la incidencia de la mayoría de enfermedades que aquejan a la población nicaragüense ha reducido sus tendencias hacia los incrementos. En la lucha contra la malaria, Nicaragua ha actuado con rapidez con estrategias más eficaces, que no hubiesen sido posibles de no haber contado con esfuerzos sostenidos, financiamiento adecuado, mayor colaboración de otros sectores (incluyendo participación del pueblo) en la prevención y control de la enfermedad. Para el 2009 se registra la cifra más baja en la historia, con una tasa (Incidencia Parasitaria Anual) de 0.107 por 1000 habitantes en 2009.

Entre 2008 y 2010 se visitaron 3,3 millones de viviendas (128,891 en el 2008, 1,254,843 viviendas en 2009 y 1, 912,898 en 2010), dispensarizando a 2.1 millones de nicaragüenses haciendo realidad la universalización de los servicios y el derecho a la salud. Además se lleva atención médica a la población pobre y con dificultades de acceso a través de Brigadas de Salud Nacionales e Internacionales, para mejorar su situación de salud.

En la salud de la mujer, los indicadores sanitarios muestran mejorías significativas. La Razón de la Mortalidad Materna, ha descendido en los últimos años, reduciéndose prácticamente en un tercio en 2009 con relación a 2006, (de 76.5 en 2006 a 59.8 en 2009), rumbo a alcanzar la meta del 2015 de 40 muertes maternas por 100 mil nacidos vivos; la mayoría de las muertes son por causas obstétricas, registrándose una reducción de éstas de un 93 por ciento en 2006 a 87 en 2009. En 2010 datos preliminares arrojan una razón 67.4 muertes materna por 100 mil nacidos vivos y un 88 por ciento por causas obstétricas.

La mortalidad infantil disminuye, de 1,947 defunciones en 2007, 1,931 en 2008, 1,759 en 2009 y cifras muy preliminares del 2010 registran 1,876. Sus componentes (neonatales y post-neonatales) disminuyen: las defunciones neonatales de 1,343 en 2007, 1,335 en 2008, 1,216 en 2009 y 1,245 (cifras preliminares) en 2010; y las defunciones post-neonatales de 604 en 2007, 596 en 2008, 543 en 2009 y 631 (cifras preliminares) en el 2010. No obstante que las defunciones neonatales disminuyen así como sus componentes neonatal precoz (0-6 días) y neonatal tardía (7-28 días), las muertes neonatales y sobre todo las precoces tienen mayor peso porcentual en la mortalidad infantil (Informe Plan Nacional de Desarrollo Humano, 2011).

Formulación de políticas y planificación: 

  En 2007, se aprueba y promulga la Ley General de Aguas Nacionales (Ley 620) (Gaceta No.169, del 4 de septiembre del 2007) que regula de manera integral el recurso hídrico. Esta Ley establece un marco normativo integral para las aguas nacionales que es acorde con la Política Nacional de administrar, conservar, desarrollar, usar, aprovechar sostenible y equitativamente así como preservar en cantidad y calidad los recursos hídricos existentes en el país.

La Ley General de Aguas Nacionales (Ley 620) y su Reglamento ponen énfasis en la gestión integrada del recurso a partir de las cuencas, subcuencas y microcuencas hidrográficas e hidrogeológicas del país. El artículo 24 de la Ley crea la Autoridad Nacional del Agua (ANA) como un órgano descentralizado del Poder Ejecutivo en materia de agua, con personería jurídica propia, autonomía administrativa y fnanciera. Esta tendrá facultades técnicas-normativas, técnicas-operativas y de control y seguimiento, para ejercer la gestión, manejo y administración en el ámbito nacional de los recursos hídricos, de conformidad a la presente Ley y su Reglamento.

La ANA a fin de garantizar la gestión descentralizada y la operatividad en la gestión integral de los recursos hídricos en todo el país, deberá proponer al Consejo Nacional de los Recursos Hídricos (CNRH) para su aprobación, la conformación de los Organismos de Cuenca que se requieran de acuerdo a lo dispuesto en el Capítulo III del presente título. Conforman el CNRH las siguientes entidades: MARENA, MAG-FOR, MINSA, MIFIC, INETER, ENACAL, INAA , MEM e INE, un Representante de cada uno de los Consejos Regionales de las Regiones Autónomas de la Costa Atlántica, 4 Representantes de los sectores productivos y 4 representantes de organizaciones de usuarios.

Las funciones técnicas-normativas de la ANA, entre otras, las siguientes (arto 26):

a) Formular y elaborar el Plan Nacional de los Recursos Hídricos;

b) Coordinar la elaboración de los Planes de Recursos Hídricos por Cuenca y vigilar su cumplimiento;

c) Elaborar el Balance Hídrico por cuenca en coordinación con las autoridades competentes;

d) Proponer los reglamentos de gestión de cuenca, incluyendo los acuíferos;

e) Realizar la caracterización de los cuerpos de aguas para usos potenciales;

f) Proponer las declaratorias de zonas de veda, de protección o de reserva de aguas, a las autoridades competentes en la materia sobre la base de los dictámenes técnicos requeridos;

g) Coordinar programas de cooperación técnica;

h) Promover la investigación científica y el desarrollo tecnológico en materia de agua;

i) Impulsar la formación y capacitación de los recursos humanos que se requieran;

j) Otorgar, modificar, prorrogar, suspender o extinguir los títulos de concesión y licencia y para el uso o aprovechamiento del agua y de sus bienes, y los permisos para el vertido de las aguas residuales en cuerpos receptores de dominio público;

k) Organizar el funcionamiento del Registro Público Nacional de Derechos de Agua;

l) Proponer al Poder Ejecutivo para los trámites legislativos correspondientes, el establecimiento y las modificaciones de los cánones por el uso o aprovechamiento de recursos hídricos;

m) Normar, regular y controlar sobre la construcción de todo tipo de obras de infraestructura hidráulica;

n) Realizar periódicamente los estudios y análisis sobre la valoración económica y financiera del agua por fuente de suministro, localidad y tipo de uso, que soporten los criterios para el cobro de tarifas y cánones de agua, incluyendo el pago por servicios ambientales hidrológicos;

ñ) Proponer las declaratorias de clasificación de zonas de alto riesgo por inundación.

Las funciones técnico operativas de la ANA son, entre otras (arto 27):

a) Administrar y custodiar en forma integral y por cuenca las aguas nacionales que regula la presente Ley, así como preservar y controlar su cantidad y calidad. Igualmente elaborar en conjunto con MARENA y los Concejos Municipales correspondientes, los Planes de Manejo de los diferentes ecosistemas acuáticos;

b) Administrar y custodiar los bienes de dominio público y las obras públicas hidráulicas del Estado, excepto las que están a cargo de otras entidades públicas o privadas y las de los usuarios concesionados;

d) Establecer, organizar y administrar el Registro Público Nacional de Derechos de Agua;

e) Organizar y coordinar el Sistema de Información de los Recursos Hídricos que hagan posible determinar la disponibilidad de las aguas nacionales en cantidad y calidad, así como, el inventario de los usos y usuarios del recurso;

f) Construir, por sí o a través de contratos con terceros, las obras públicas hidráulicas a cargo del Estado;

g) Conciliar y, en su caso, servir a petición de los usuarios como árbitro en la solución de los conflictos relacionados con el agua;

Gestión del servicio: 

La cobertura en agua potable en la zona urbana, ha pasado de 65 por ciento en 2006 a 88.7 por ciento en 2010, beneficiando en este mismo período a 530,000 personas. En la zona rural, la cobertura de agua se ha incrementado de 53.36 por ciento en 2006 a 68.6 por ciento en 2010, llegando el servicio a 169,477 nuevos beneficiarios. El número de nuevas conexiones domiciliares de agua potable entre 2007 a 2010 es de 68,120 y en el mismo período se han construido un total de 695 pozos para la zona rural. En relación al saneamiento, la cobertura en alcantarillado sanitario en la zona urbana pasó de 36 por ciento en 2006 a 39 por ciento en 2010. La cobertura en saneamiento rural se ha incrementado de 77.8 por ciento en 2006 a 84.8 por ciento en 2010, llegando el servicio a un total de 147,526 nuevos beneficiarios. Entre 2007 a 2010 se han construido un total de 36,828 nuevas conexiones domiciliares de alcantarillado sanitario en la zona urbana y en el mismo período se han construido un total de 24,390 letrinas en la zona rural. Expansión de los servicios de agua y alcantarillado (Plan Nacional de Desarrollo Humano – PNDH,2011)

- Construcción de la Planta de Tratamiento de Aguas Servidas de Managua (PTAS), con una inversión total de US$85 millones y cuenta con seis estaciones de bombeo de aguas residuales y más de 20km. de tuberías de conducción.

-El Proyecto de Agua Potable y Saneamiento de Managua (PRASMA) beneficiando a 27 barrios.

- PRASMA en Nueva Segovia, Madriz y Estelí.

- Ampliación y mejora de los sistemas de abastecimiento de agua potable en las localidades de Somotillo, Villa Nueva, Telica, El Sauce, La Paz Centro, Nagarote, Malpaisillo, San Benito y San Rafael del Sur.

- Construcción del Sistema de Agua Potable, Alcantarillado Sanitario y Sistema de Tratamiento para la ciudad de San Juan del Sur-Rivas, utilizando el Gran Lago de Nicaragua como fuente de abastecimiento de agua.

- Se han construido más de 80 Sistemas de Agua urbanos y 74 sistemas rurales con 12,878 conexiones domiciliares beneficiando con ello de forma directa a mas de 300,000 personas especialmente aquella población de asentamientos y barrios.

- Entre las obras de inversión de mayor impacto se destacan la PTAS de la Ciudad de Managua, “Augusto C. Sandino”, se da un paso trascendental para el inicio del saneamiento del Lago Xolotlán.

- Más de 611 pozos y 22,721 letrinas se han construido en el sector rural.

- Optimización de las operaciones en el acueducto y construcción de alcantarillado sanitario y tratamiento de aguas residuales en Diriá y Diriomo. Beneficiando a 25,000 personas.

- Construcción del sistema de abastecimiento de agua potable para la ciudad de Juigalpa, beneficiándose a más de 70,000 personas y garantizando una continuidad en el servicio de 20 horas al día. Dicho sistema tiene como fuente de abasto de agua el gran Lago Cocibolca, re posicionando con ello el rol estratégico del Gran Lago de Nicaragua como fuente de agua potable para todo el país.

- Proyecto de abastecimiento de agua potable en San Juan del Sur, teniendo como fuente de abasto el Gran Lago Cocibolca, que beneficiara directamente a 8,000 personas, garantizando una continuidad del servicio de 22 horas. El proyecto con proyección al año 2020 garantizara el servicio a 25,000 personas.

Actualmente existen instituciones reguladoras y administradoras que juegan un papel esencial en la protección, regulación y aprovechamiento del recurso hídrico. Entre éstas se encuentran:

  • La Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (ENACAL) que es la empresa que brinda servicios de agua potable, recolección, tratamiento y disposición de aguas residuales, como servicio público. También canaliza fondos de financiamiento proveniente de diferentes fuentes a los servicios.
  • El Instituto Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (INAA) que es el ente regulador, de control y normalización del sector agua potable y alcantarillado sanitario.
  • El Fondo de Inversión Social de Emergencia (FISE) el cual dirige inversiones sectoriales para el desarrollo local en cuanto a agua potable y saneamiento en las regiones rurales.

Otras instituciones con responsabilidad en diferentes áreas relacionadas con el agua son:

  • El Ministerio de Salud (MINSA) el cual establece la regulación de la calidad de agua de acuerdo con la Ley General de Salud (Gaceta, 2002)
  • El Ministerio del Ambiente y Recursos Naturales (MARENA) como institución nacional responsable de formular, proponer y dirigir las políticas del ambiente y uso sostenible de los recursos naturales y que incide directamente en la protección de la calidad de agua en los cuerpos de agua superficial y subterránea.
  • El Instituto Nicaragüense de Estudios Territoriales (INETER) que es la institución facultada para generar información sobre los recursos (hidrológico, meteorológico, estudios geofísicos, seguimiento del vulcanismo, actividades tectónicas y cartografía) de Nicaragua y donde existe una dirección de Recursos Hídricos.
Estructura y tecnificación del Regadío: 

  En Nicaragua, los sistemas de riego se pueden agrupar en cuatro niveles en función del tipo de productor:

  • Pequeño agricultor de la región Central que utiliza bombeo de fuentes superficiales, aplica riego por gravedad y en menor proporción por aspersión, y cultiva granos básicos y hortalizas.
  • Mediano productor de la región Central y del Pacífico que utiliza bombeo de fuentes superficiales o pozos tubulares para bombear agua subterránea, aplica riego superficial por surcos, y cultiva mayoritariamente arroz y hortalizas.
  • Cooperativas que han recibido los sistemas de riego por aspersión de las fincas estatales y que son los mayoritarios en extensión; riegan por aspersión y cultivan caña de azúcar, arroz y hortalizas.
  • Grandes empresas privadas que riegan por aspersión y goteo cultivos como banano, caña de azúcar y frutales. Los productores, en general, se asocian en función del cultivo que producen y no como asociaciones de regantes.

Tomando en cuenta que el Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional, a través del Plan Nacional de Desarrollo Humano, impulsa acciones dirigidas a lograr la seguridad alimentaria y nutricional y siendo de suma importancia la promoción e impulso de planes de riego con el objetivo de aumentar la producción de alimentos, a través de la coordinación interinstitucional del Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales, El Ministerio Agropecuario y Forestal y la Autoridad Nacional del Agua se ha elaborado una propuesta de Proyecto de Reglamento para el Establecimiento de los Distritos y Unidades de Riego y/o Drenaje.